Finalidad de este apartado

En esta sección vamos a ir reflejando la legislación actual más significativa, por una parte, y por otra las propias normativas internas de los profesionales. Pretendemos reflejar que ya existen herramientas legislativas y deontológicas que establecen lo que es y no es una terapia, y qué personas las pueden practicar. Sin embargo, la legislación actual aunque lo parezca, no es suficiente: personas que no son profesionales de la salud, por ejemplo, y que practican con pacientes lo que ellos presentan como terapias curativas, complementarias o de mejora, no están siendo condenados por intrusismo. Y algunos profesionales sanitarios, a pesar de que sus códigos deontológicos son contrarios a las falsas terapias sin evidencia científica, también las practican y promocionan.